Mis amigos:

jueves, 14 de febrero de 2013

GULASH HÚNGARO (MAGYAR GULYÁS)

GULASH HÚNGARO  ( MAGYAR GULYÁS)
 
 
Hace unos días Dolors la autora del blog de cocina de dolorss publicó una receta del goulas húngaro, que me dejo con la boca babeando. Hacía mucho tiempo que no preparaba este plato tan bueno y contundente y no dejé de pensar en prepararlo. Claro, lo hice como se hacía en mi casa, como lo hacía mi madre. Me acuerdo como olía toda la cocina, ella lo hacía a fuego muy lento en una cazuela grande para dos días. Espero que os guste la receta.
 
Ingredientes para 4 personas:
 
600 g de carne de ternera
500 g de cebolla
un pimiento rojo
una guindilla ( ó crema de pimiento rojo picante pirospaprika)
2 patatas
una hoja de laurel
una zanahoria
pimientón rojo
2 c/s de manteca de cerdo
2 c/s de aceite
2 dientes de ajo
pimienta negra molida
sal
 
En una cazuela grande con el fondo grueso, ponemos la manteca de cerdo y cuando está derretida echamos los trocitos de carne cortados en tamaño de un bocao, y una c/s de aceite. Sofreimos hasta que la carne cambie de color y ponemos la cebolla picada no muy fina, los dientes de ajo y la zanahoria cortada. Dejamos pochar todo un poco, quitamos la cazuela del fuego  y ponemos la crema de pimiento rojo picante ( ó la guindilla), el pimentón, la pimienta negra molida y un poco de sal. Removemos y volvemos a ponerla al fuego, antes que se nos queme el pimentón añadimos  dos vasos de agua y tapamos la cazuela, dejamos a fuego vivo unos 10 - minutos, completamos con un litro y medio de agua y cuando empiece otravéz a hervir bajamos el fuego a mitad. Así dejamos cocinar una hora y media, con la tapa mediopuesta. Picamos el pimiento rojo y lo pochamos lijeramente con una c/s de aceite en una sartén. Lo añadimos en la cazuela junto con la hoja de laurel, probamos la carne. Si vemos que le falta mucho, añadimos más agua y dejamos  cocer un tiempo más. Pelamos y cortamos las patatas, en dados y las ponemos en la cazuela, removemos y dejamos cocer unos 30 minutos, Rectificamos de sal. Servimos con perejil picado, espolvoreado por encima, y para los que están acostumbrados a esas cosas con una poco de nata fermentada. Yo como me comía el gulash con nata toda la vida, me parece un delicto no ponerle!
Se puede hacer también en la olla rápida, pero siempre se tiene que acabar en una cazuela al fuego lento para tener la textura cremosa de la salsa.
 



 
 
Mi plato!!!!
 
 
 

2 comentarios:

quechuloalgodulce dijo...

nunca he probado el gulash pero viendo tus fotos debe de estar riquisimo!!!

Silvia dijo...

Que nunca lo he probado y me muero por hacerlo y devorarlo.

Besos.