Mis amigos:

martes, 31 de agosto de 2010

POLLO KIEV

POLLO KIEV

Esta receta yo la conocí en un pequeño pueblo de Ukraina, hace muchos años, a lo mejor 20, cuando tenía un negocio por allí por ésta zona. Cada véz cuando íba, me quedaba a dormir a casa de una señora, que era la tia de una amiga mia. Como no le gustaba que le llame señora al final le llamaba yo también tía. Este plato era uno de sus platos de combate. Su marido trabajaba en Siberia y venía a casa una véz al mes y se quedaba todo el fin de semana. Entonces ella preparaba cantidades grandes de este pollo para llevarse el marido también al trabajo.  Me acuerdo que algúna véz hemos coincidido, con este señor, y siempre traía un bidón de unos 20 ó 25 kilos de nata fermentada natural y cerveza. Parece increible, pero acompañaban el plato con un vaso grande de cerveza mezclada con una cuchara de nata fermentada. Yo también la probé, y puedo decir que entra bien. Como ellos tenían un coral lleno de gallinas, la mujer cogía un palo y lo tiraba y uno seguro caía. Pues le romía el cuello y a la olla. Aprovechaba todo, para hacer un montón de platos ricos de un solo pollo. Siempre cuando preparo el Pollo Kiev me acuerdo de ellos con mucho cariño. Un matrimónio  de pueblo, muy cariñosos y muy buena gente: Svetlana y Piotr.


Ingredientes:

2 pechugas de pollo
100 g de mantequilla de nata( 70% mat. grasa)
unas ramitas de perejil
unas ramitas de eneldo fresco
sal
unas gotas de vinagre de vino blanco
pan rallado
huevo batido
100 ml de cerveza
2 c/s de nata fermentada

Fileteamos lo más fino posible las pechugas, salpimentamos y mezclamos la cerveza con la nata. La echamos encima de los filetes y dejamos 4 horas en la nevera para macerar.  Mezclamos la mantequilla con las hierbas picadas, un poco de vinagre y sal.






 Dejamos en congelador 15 minutos.Transcurrido el tiempo sacamos los filetes encima de papel absorbente y untamos cada filete con un poco de mantequilla con las hierbas. Hacemos paquetitos enrollando con cuidado y doblando los bordes hacía el interior. Pasamos por pan rallado, y huevo batido, y otra véz por pan rallado.



Freimos en aceite caliente a fuego medio dando varias vueltas hasta que queden bien doraditos. Yo esta véz he acompañado el pollo con un poco de ajoaceite, crema de vinagre de Módena y unos tomatitos cherry, pero se puede acompañar muy bien con una ensalada al gusto de cada uno.



8 comentarios:

Uca dijo...

No se si me gusta mas la historia o la receta.Si veo a alguien hacer eso de la cerveza y la nata no se si me atreveria a probarlo!

El futuro bloguero dijo...

Una historia preciosa para una magnífica receta.
tomo nota y la haré pronto, me ha gustado muchíiiiiiiisimo, de verdad.

Gran paso a paso además de esto...

Irene dijo...

me encanta este pollo, tiene una pinta increible!

damilena dijo...

Uca, yo si voy a algúna parte pruebo todo lo que se puede probar. me encantan las cosas raras. Otra cosa es que me guste ó no!

Paco, seguro que te gustará, y no es tan complicado en hacerla, además a uno con tú experiencia, no cabe duda que te saldrá bien!

Irene, a nosotros también nos gusta mucho y siempre tiene éxito cuando tengo invitados.

CARMEN dijo...

Me gustan las dos cosas, la historia y esa receta, que tomo nota para hacerla cualquier día.
besitos y feliz semana

Carmen Rosa dijo...

Recuerdo que me comentastes que conocias bien esta receta y veo que la bordas.
Me ha encantado leer los origenes.
Riquisimas las croquetas por cierto.
Besos

damilena dijo...

Carmen, la história es una de las miles, que supóngo que las hay. Y también la receta soporta variaciones depende de la zona de Rusia donde cada uno la hace a sú manera. Como la paella por ejemplo!

Carmen Rosa ya veo que no te has olvidado del comentario mio cuando pusistes tú la receta. Hay pocas variaciones. Pero a mi este plato me encanta.
Besos para las dos.

Rock dijo...

Yo quiero probarlo y lo voy a probar ya! :P